Go to Top

Tu trabajo es tu vocación?

Puede que sí y puede que no. Aunque si te lo has preguntado alguna vez y tienes dudas al respecto es por algo.

Primero de todo, me gustaría saber qué entiende la gente por vocación. Cuando lo comento con otras personas, parece que sólo unos pocos afortunados han sido tocados por una varita mágica y saben perfectamente cual es su vocación, se dedican a ello y tienen éxito. Además suele ser a una edad temprana.

 

 

Como dijo Steve Jobs, fundador de Apple Inc., en uno de sus célebres discursos:

“Tienes que encontrar eso que amas. Y eso vale tanto para tu trabajo como para tus parejas ... Si no lo has encontrado, sigue buscando. No te detengas. Como con los asuntos del corazón, sabrás cuando lo encuentres”.

Yo entiendo por vocación desempeñar un trabajo apasionante por la persona que lo realiza. Disfruta con ello y se siente realizado, pleno, mientras se dedica a ello. Hay mucha gente que además le añade “ y que se le da muy bien”. En eso no estoy tan de acuerdo. No creo que Steve Jobs, cuando creó Apple,  tuviera todas las habilidades para llevarlo a cabo. Seguramente tuvo que aprender y equivocarse miles de veces durante el camino.

Él mismo afirma sobre el trabajo: “…Y, como cualquier gran relación, sólo se pondrá mejor y mejor, conforme los años pasen. “

Entonces, si nos miramos a nosotros mismos, podríamos preguntarnos. He encontrado aquello que amo? Estoy apasionado con mi trabajo?

A mi me gusta la comparación del trabajo con la relación de pareja. Si cuando accedemos a un puesto de trabajo hay alguna cosa, por pequeña que sea que falla, con el tiempo se hará o más grande e insostenible o más pequeña hasta que desaparezca. Como en las relaciones personales, cuando estamos con la persona que amamos, el tiempo pasa volando, nos divertimos y nos despertamos con ganas de volver a estar con él o ella. Si por el contrario, estamos con una persona agradable pero que no hace latir tu corazón con mucha intensidad, al final se acaba uno cansando de la relación porque no le compensa.

Cuando estamos enamorados, los defectos se convierten en virtudes y todo es relativo porque hay algo de esa persona, muchas veces inexplicable con palabras, que nos apasiona. Creo que con el trabajo pasa igual. Cuando uno está feliz en el trabajo y hace lo que le apasiona, no tendrá en cuenta las horas que le dedica, si hay algún defecto le dará importancia relativa porque le compensa totalmente dedicar su tiempo a realizar ese trabajo.

Y las habilidades se entrenan, continuamente estamos aprendiendo de nuestra experiencia y probando alternativas para adaptarnos y evolucionar.

Cómo saber si estamos enamorados de nuestro trabajo?

Muy sencillo, pregúntaselo a tu corazón.

Cómo encontrar nuestra vocación?

Piensa y analiza todas las cosas que haces durante el día y valora cuáles te encantan y cuales no. Reflexiona sobre tus valores, qué es importante para ti en la vida y analiza si se está cumpliendo en el trabajo actual. Prueba cosas nuevas, investiga, descubre y potencia todos tus intereses para ver cuál te hace sentir enamorado. Cuando lo encuentres puedes ver en qué trabajos o profesiones eres fiel a tus valores y te hacen disfrutar muchísimo.

A partir de ahí puedes crear un plan a medio o a largo plazo si te gusta ir poco a poco, las habilidades necesarias las podrás ir aprendiendo y desarrollando. Entonces el éxito está asegurado porque si haces lo que te apasiona es un triunfo.

En BraveJob puedo ayudarte a encontrar tu vocación y marcar un plan para lograrlo.


Porque todos nos merecemos encontrar el amor de nuestra vida. Tu también!

fuente: Pinterest

Y tú? Estás enamorado de lo que haces? 

Deja un comentario

¿Quieres probar una sesion?

Te ofrezco una sesión de prueba totalmente gratuita, para que nos conozcamos y despejes todas tus dudas. Sin compromiso, sin ataduras. Simplemente pruebas y luego decides.

¡ Quiero Probar !